Religión y fiesta: El hecho religioso como elemento de la fiesta


Sergio Pérez Gil

Descarregar document

1.- INTRODUCCIÓN.

La religión en la actualidad es un tema bastante discutido entre los más creyentes (aquellos que defienden sin lugar a dudas que España es un país cristiano) y los más ateos (aquellos que por sus pensamientos defienden un estado laico para todos), es una lucha constante y diaria para los religiosos cristianos que su religión prevalezca hoy día con fuerza en toda España. Es evidente, que los problemas cotidianos existentes no son meramente en nuestro país, sino que hay noticias similares en varios países de Europa y del resto del mundo.

Por el contrario, una cosa bien diferente son las creencias de cada persona junto con sus actividades religiosas (acudir a misa cada domingo, recitar los rezos, etc.) y otra claramente opuesta es la religión cohesionada con la fiesta, es decir, utilizar la religión (santos, patrones de pueblos, etc.) para iniciar la fiesta popular del pueblo o ciudad. Hoy día, es poco frecuente ver una fiesta que no esté relacionada con la religión, posiblemente estemos hablando más del 80% de pueblos que realizan sus fiestas en torno a un santo o patrón/a.

Esta relación entre fiesta y religión no es nuevo, ni siquiera desde hace un siglo o dos, dicha cohesión prevalece desde las antiguas civilizaciones, el antiguo egipcio (dios Osiris, diosa Hathor, etc., antigua Grecia (dios Dioniso, etc.), imperio romano (dios Apolo, etc.) hasta llegar hasta nuestros días. Todas las fiestas que se celebraban en las diferentes civilizaciones antiguas tenían la misma relación, incluso en las civilizaciones de los países de América del Sur, China, etc. donde prevalecía la importancia de los Dioses, a quienes adoraban y realizaban la fiesta en torno a él con pasacalles y cánticos.

Sobre todas las civilizaciones mencionadas anteriormente, nos ciñéremos brevemente en una de ellas, una de los pueblos más poderosos en cuento a su cultura y que después fue modelo cultural y legislativo del imperio romano. Una de las fiestas más importantes y con más repercusión eran las que se celebraban en honor al Dios Dioniso (Las Dionisias), hijo de Zeus y Sémele, en ellas se instauraron certámenes de teatro (Pisístrato siglo VI a.C.) que llegaron a ser famosos en todos los pueblos griegos. Las fiestas “Las Dionisias” se dividían en dos etapas: Grandes dionisias o Dionisias Ciudadanas y Dionisias rurales, ambas fiestas giraban en torno al mismo dios griego, Dioniso.

Aparte de los certámenes de teatro, se celebraban pasacalles portando al dios por las plazas de la ciudad, mientras los ciudadanos tiraban flores y cantaban. Las fiestas religiosas fueron también todo un éxito en el imperio romano, pasando por la edad Media (fiestas musulmanas, etc.) hasta llegar a la actualidad, donde encontramos gran cantidad de fiestas religiosas por todo el mundo, como: fiestas de moros y cristianos, Semana santa, fiestas de navidad, fiesta de todos los Santos; sin olvidar los actos de comuniones, bautizos y bodas que al término del acto religioso empieza la fiesta familiar.

2.- LA LOCALIDAD DE JUMILLA (REGIÓN DE MURCIA).

Esta ponencia sobre la religión y fiesta, la realizaré en torno a las fiestas de la localidad de Jumilla. El municipio de Jumilla está situado en el noroeste de la Región de Murcia, situada en la comarca del altiplano, junto con Yecla, municipio situado más al norte. La localidad en la actualidad cuenta aproximadamente con más de 25.600 habitantes, una minoría se encuentra repartida por las pedanías cercanas al municipio, como: Fuente del pino, La Alquería, El Carche, Cañada del Trigo, Las Encebras, etc.

Foto 1: Imagen de la ciudad de Jumilla

3.- VIRGEN DE LA ASUNCIÓN, PATRONA DE JUMILLA.

La virgen de la Asunción es la patrona de la ciudad de Jumilla, se encuentran documentos guardados con fecha de mediados del siglo XVI que en aquella época la virgen de la Asunción era denominada como nuestra Señora de agosto, datos del autor Alfonso Antolí que también menciona una imagen de la virgen de 1592. Durante mediados del siglo XVII, se conoce también la información de que hubo en aquella etapa una gran participación ciudadana, incluso llegando a existir mayordomos que acompañaban a la patrona por las calles de Jumilla. Durante el siglo XVIII, junto con las creaciones de cofradías y hermandades, se sabe a ciencia cierta de la existencia de la cofradía de nuestra señora de la Asunción que ha sobrevivido hasta hoy día siendo la que ampara a la patrona durante todos sus pasacalles.

La patrona, en los últimos años ha sido retocada por culpa del paso del tiempo, quedando en perfectas condiciones para que los visitantes puedan contemplar su esplendor y belleza. Por último, comentar que la imagen de nuestra señora virgen de la Asunción fue coronada canónicamente el día 11 de diciembre del 2011 a cargo del obispo de la diócesis de Cartagena (José Manuel Lorca Planes), celebrándose dicho acto en la Parroquia Mayor de Santiago.

Sobre la imagen de la virgen de la Asunción, decir que es una talla realizada en madera policromada y, en tamaño natural. Se trata de la imagen de la virgen María cuando muere y es elevada a los cielos junto a su hijo Jesús, tendida sobre una cama apoyada sobre una nube de ángeles, vestida con un vestido de color beige y acompañada con puntillas doradas. Encima de dicho vestido, se encuentra un manto de idéntica tela que el vestido y, de la cabeza le cuelga una mantilla blanca que le llega hasta medio cuerpo. Su rostro no muestra ningún tipo de dolor ni de sufrimiento, sino todo lo contrario, es una cara llena de paz.

La nube de color plata va guida por cuatro ángeles, uno bajo los pies de la virgen, otro en la lado izquierdo y los otros dos en el lado derecho. No obstante, encontramos otro ángel, éste ya es adulto, situado en la parte superior de la virgen con las alas abiertas, la mano derecha levantada hacía el cielo y la mano izquierda pegada al pecho.

Pasemos ahora a comentar la casa donde duerme la patrona de Jumilla durante todo el año (exceptuando la semana y media que dura las fiestas de agosto, que duerme en la Iglesia de San Juan, Iglesia de El Salvador y en la Parroquia Mayor de Santiago). La Ermita de San Agustín es el templo de la ciudad donde la patrona virgen de la Asunción tiene cobijo, según los estudios, dicha Ermita ocupa el mismo lugar de una vieja ermita quinientista de la misma advocación; por su ubicación, era la última ermita del camino de Granada. Construida alrededor del 1570, un templo de transición entre el barroco regional y el neoclasicismo, posee una sola nave con capillas en los laterales, un pequeño crucero con cúpula que descansa sobre alto tambor. Templo peculiar por tener dos cúpulas y sobre todo por cobijar a la patrona de Jumilla en el camarín (construido a finales del siglo XVIII) a partir del siglo XVIII.

Foto 2: Trono de la virgen de la Asunción

Foto 3: Imagen de la Virgen de la Asunción

4.- EL INICIO DE LA FIESTA EN TORNO A LA PATRONA DE JUMILLA.

Durante los años 1988 y 1989, tras una información publicada por Canónigo Lozano, informó de la existencia de unas actas capitulares encontradas en el archivo municipal del ayuntamiento de Jumilla, citando que en al año 1614 se hacían fiestas de moros y cristianos en honor a la patrona de la villa nuestra señora Virgen de la Asunción. En dichas actas, se menciona que la fiesta era una de las más antiguas de todo el reino de Murcia, con el uso de gran cantidad de pólvora y con corridas de toros celebradas en la plaza de abajo.

A lo largo del año 1986, un grupo de personas (familiares y amigos) teniendo toda la información de las actas capitulares, decidieron retomar las fiestas de moros y cristianos de Jumilla en honor a la patrona virgen de la Asunción. La fiesta estaría planeada en torno al 15 de agosto (festividad de la patrona), realizándose ese mismo día una misa y después una solemne procesión por las calles del pueblo. La iniciativa se llevó a cabo ese mismo año, formalizándose los estatutos de la nueva asociación de moros y cristianos “D. Pedro I” y estableciéndose la nueva junta directiva, siendo el primer presidente D. Pedro Pérez Caballero (Presidente de honor en la actualidad).

Las fiestas de moros y cristianos “D. Pedro I” son las únicas que se realizan en honor a la Virgen de la Asunción en Jumilla, aunque también se conocen fiestas con otras características en el mismo día en otros municipios o países, por ejemplo: Paraguay, Nicaragua, Brasil, Guatemala, Perú, etc.

4.1. Actos religiosos en la fiesta de moros y cristianos de Jumilla.

Durante las fiestas de moros y cristianos celebradas en torno al día 15 de agosto, si nos fijamos en la programación de los actos celebrados por la Asociación, vemos que de los nueve actos que componen el programa, cuatro de ellos están relacionados y preparados para que giren en torno a la patrona virgen de la Asunción.

4.1.1. Acompañamiento al traslado de nuestra señora Virgen de la Asunción a la Iglesia de El Salvador o Iglesia de San Juan.

Después de la presentación de los cargos festeros de la Asociación, todas las comparsas y junta directiva acompaña a la patrona desde la Ermita de San Agustín hasta la Iglesia de El Salvador o Iglesia de San Juan (se inicia la feria y fiestas patronales de Jumilla).

Todos los miembros de las comparsas salen a calle vestidos con sus trajes oficiales, junto con cada abanderado portando su bandera; la junta directiva situada detrás de la virgen junto con las demás autoridades. Es un día de fiesta, de emociones por sacar de nuevo a pasear a la patrona del pueblo para que todos los ciudadanos y visitantes contemplen su belleza.

4.1.2. Ofrenda de flores a la patrona de Jumilla.

La ofrenda floral la realizan todos los colectivos festeros del municipio, todas las mujeres de cada comparsa con su traje oficial lleva un ramo de flores a la patrona, mientras van acompañas por su respectivas parejas; mientras tanto, la Asociación capitanes y abanderada) llevan una cesta llena de flores en representación de toda la Asociación de moros y cristianos “D. Pedro I”.

El acto floral se inicia con un pasacalle por la calle principal del municipio (C/ Cánovas del Castillo) hasta llegar a la Iglesia Mayor de Santiago.

4. 1. 3. Misa y Procesión de la Solemnidad de la Asunción.

El día festivo 15 de agosto, a las 12:00 del mediodía se celebra la misa en honor a la patrona de Jumilla, donde asisten todos los cargos festeros de cada comparsa (abanderados) y de la Asociación (abanderada y capitanes) vestidos con sus trajes oficiales y portando sus banderas.

Por la tarde, después de una breve misa en honor a la patrona, a las 20:30 se inicia la solemne procesión en honor a la Virgen de la Asunción por las calles del pueblo, saliendo de la Iglesia Mayor de Santiago hasta finalizar de nuevo en la Iglesia.

4.1.4. Acompañamiento de la patrona la virgen de la Asunción hasta la Ermita de San Agustín.

El último domingo de feria, se celebra el acompañamiento de la patrona del pueblo a su casa, la Ermita de San Agustín. Todos los miembros de cada comparsa con sus trajes oficiales y portando sus banderas acompañan a la patrona durante todo el recorrido, al igual que los cargos festeros y junta directiva de la Asociación.

Con dicho acto, finaliza la feria y fiestas patronales del municipio.

Foto 4: Saliendo de la Ermita de San Agustín

Foto 5: Procesión de la patrona por Jumilla

5.- CONCLUSIÓN.

Con esta brevísima documentación de las fiestas de moros y cristianos de Jumilla, y realizando por supuesto una visión rápida por todos los países y municipios del nuestro, llegamos a la unánime conclusión de que la fiesta también puede coexistir con el mundo religioso sin lugar a dudas. Son infinidades de fiestas las que sobreviven en la actualidad, festejando y celebrando sus actos principales en torno a una divinidad o patrón/a, reflejando en los participantes y espectadores su fuerza a la religión, ya sea la religión cristiana, musulmana, etc.

Como bien hemos dicho anteriormente en la introducción, desde hace siglos ha existido las celebraciones de fiestas relacionadas con la religión, desde las civilizaciones más antiguas hasta llegar a nuestros días, donde hemos estado cogiendo todo ese influjo de civilización en civilización hasta incluso de iniciar nuevas fiestas en honor a patrones o dioses; sin ir más lejos, hoy día se puede observar como se todavía se crean nuevas fiestas de moros y cristianos en honor al patrón/a del municipio.

Sergio Pérez Gil

. Licenciado en Filología Hispánica y estudios de Licenciatura en Filología Clásica (primer ciclo) en la Universidad de Murcia.

. Secretario de la Asociación de moros y cristianos “D. Pedro I” de Jumilla.